Deep Gold (2013-14) es parte de la antología de películas The Scorpion’s Sting (2013-14), que iniciaron el dúo artístico M+M. Seis artistas y colectivos de artistas fueron invitados a trabajar en una reinterpretación de la innovadora – y en su época escandalosa – película de Luis Buñuel L’Âge d’Or (1930). La parte de Rosefeldt, la película en blanco y negro Deep Gold, rememora una grotesca versión de la “Edad de Oro”, que funciona como una inserción ficticia dentro de la película original de Buñuel. El cineasta español usó el motivo del amour fou para criticar las restricciones y convenciones de la época: la iglesia católica, el establishment político, la moralidad burguesa, la aristocracia… En particular, la escena final anterior al epílogo de la obra de Buñuel, se convierte en un momento clave para el proyecto de Rosefeldt, que interpreta este episodio como un temprano y provocativo manifiesto feminista.

 

Las cuatro fotografías expuestas pertenecen a la pieza The Ship of Fools (2007), vídeo que fue rodado en la finca barroca de Schloss Sacrow cerca de Potsdam. Construida durante el período Romántico, estuvo habitada temporalmente por artistas como Mendelssohn; durante la segunda guerra mundial, fue la casa de un oficial nazi, durante la división de Alemania quedó atrapada en la zona muerta del muro de Berlín y servía como instalación para el adiestramiento de perros guardianes que vigilaban el muro, mientras en la actualidad ha sido declarada patrimonio de la humanidad y es un destino para paseos dominicales. Rosefeldt combina el lugar – simbolizando la metamorfosis y continuidad de los sentimientos nacionalistas alemanes desde el Romanticismo (Caspar David Friedrich) pasando por el Nacional-Socialismo y la división de Alemania hasta ahora. La obra es un epitafio escéptico sobre las sensibilidades alemanas y sobre cómo lidiar con la aún problemática identidad alemana. Caracterizado por una inmovilidad agitadora, los cuatro tableaux vivants de The Ship of Fools visualizan el riesgo del estancamiento.

Stefan Berg and Katerina Gregos